La franquicia Kids&Us busca que más niños aprendan inglés desde la infancia, para lograrlo tiene una meta de expansión en México que contempla abrir 235 centros a lo largo del país en los próximos 10 años.

Desde su llegada, hace cinco años, ha abierto 14 centros y este ciclo escolar abrieron dos más en la Ciudad de México, en Echegaray y Legaria, el siguiente año se proyecta abrir 10 franquicias y llegar al interior de la republico con un centro en Querétaro.

En el marco de la inauguración del centro de Echegaray, Marcela López, directora de la sucursal, dijo que la metodología se asemeja a la forma en que aprendemos la lengua materna, es decir, como nosotros aprendemos español.

“Ese mismo método utilizamos, pero con la lengua inglesa, damos ingles a niños a partir de un año y a los tres ya pueden expresarse con frases completas en inglés, escuchar y entender claramente, después viene la lectoescritura”.

Los centros nuevos tienen una meta de 100 alumnos en el primer ciclo escolar, pero hay muchos que han superado 40% la estadística. Además la tasa de retención es del 80%, es decir, ocho de cada 10 alumnos regresan el siguiente ciclo escolar, por lo cual el segundo año se tiene una meta de 155 a 200 alumnos.

La franquicia, originaria de España, está presente en nueve países, cuenta con 435 centros y 137,000 alumnos a nivel mundial. Entre los países donde está presente se encuentra España, México, Francia, Italia y Japón, este último representó un reto por la necesidad de adecuar la metodología a la cultura del país.

El precio de una franquicias, aunque depende del tamaño y la ubicación,
requiere una inversión mínima de 2.6 millones pesos, mencionó Irma Reyes
Morán, directora de Expansión de Kids&Us México, y se contempla cuota de
franquicia y adaptación de inmobiliario, es decir, se entrega con llave en mano.