El modelo de crowdfunding está creando inversionistas leales, quienes al recomendar las marcas elevan las ganancias del negocio.

Tener tu propio restaurante, bar o tintorería ya no requiere grandes inversiones. Ahora desde 5,000 pesos puedes ser accionista de una franquicia por medio de crowdfunding.

Este modelo de inversión en franquicias inició hace año y medio, cuando Play Business democratizó el acceso de inversión a empresas como Potzollcalli, La Cervecería de Barrio, 7Clean, McCarthy’s Irish Pub, entre otras.

Tan sólo el año pasado se levantaron 180 millones de pesos para financiar a 14 empresas. En las rondas participaron 6,000 inversionistas, se financiaron 60 puntos de venta y se crearon más de 1,000 empleos, mencionó en entrevista Amanda Sotto, cofundadora y directora jurídica de Play Business.

El éxito se lo atribuye a dos cosas, la primera es la oportunidad de invertir desde pequeñas cantidades y la segunda a la lealtad. Y es que los inversionistas son dueños de una parte de la empresa, porque invierten directamente en los ingresos de la compañía y sus ganancias son de acuerdo a las ventas generadas. Así, mientras mejor le vaya a la franquicia, mejor van a ser las ganancias.

Ahora las empresas “ven el valor de invitar a su comunidad a invertir (...) La gente está contenta de invertir en grandes marcas”, mencionó Sotto.

Además, los inversionistas crean comunidades, grupos de WhatsApp para estar en contacto y conocer cómo le va a su empresa; por ello el área de impacto comercial de Play Business trabaja en crear herramientas para explotar la participación, no sólo como clientes y consumidores, sino como embajadores de marca y mystery shopper.

“Hay marcas muy grandes —interesadas por el modelo— pero que no quieren involucrar a su comunidad, entonces les decimos ‘este no es lugar para encontrar dinero más rápido, es donde involucras a tu comunidad y compartes el éxito de tu marca’. Cada vez más empresas están dispuestas a aventarse, reinventarse y romper paradigmas”, dijo Fernanda de Velasco, cofundadora y directora de estructuración de Play Business.

Conforme más crecen y se involucran las comunidades, más crece el rendimiento de sus ganancias.

“Ya estamos viendo gente que va a su restaurante, lleva a sus amigos a su gimnasio, a su familia a comprar sus roles de canela”, relató De Velasco.

Cuánto invierten
El ticket promedio de un inversionista es de entre 11,000 y 14,000 pesos por franquicia, monto que podía diversificarse a tres meses, pero se eliminó esta opción porque era difícil operar el sistema y ­ejecutar el segundo pago.

De acuerdo con Sotto, los montos que caían en los últimos pagos eran sólo 1% de lo levantado y esto se lo atribuyen a eventualidades de los inversionistas no a que decidieran retirar su dinero.

El esquema
De acuerdo con Ferenz Feher, director general de Feher & Feher, los 180 millones de pesos levantados no son poca cosa en un año donde la economía no ha estado a favor de las franquicias; sin embargo, fue una opción para aquellos que tenían entre 5,000 o 7,000 pesos para invertir.

“Es un esquema que ya pasó la prueba y ahora un número mayor de marcas está entrando. Es una reacción natural a un mercado que ha evolucionado y democratiza la inversión para que esté al alcance de todos”, dijo Feher.

Este año, Play Business busca duplicar la cantidad fondeada, traer mejores marcas y empresas que busquen involucrar a su comunidad y compartir el éxito de la marca.

“Estamos tratando de cambiar la cultura de inversión del país y haciéndolo a través de esquemas donde no pongas en riesgo tu patrimonio”, mencionó Sotto.

De acuerdo con Fernanda, se ve un apetito porque cada vez las campañas se fondean más rápido. “Eso te habla de una necesidad del sector, de darle acceso a este tipo de gente que tal vez tiene menos recursos, pero que están ávidos de poner su dinero a trabajar”.